Carta pastoral de mons. Barrio con motivo de la colecta para quienes sufren las consecuencias de la violencia de la guerra en Ucrania

Queridos diocesanos:

El 3 de abril, durante la oración del "Regina Coeli” en la plaza de San Pedro, el papa Francisco anunció su iniciativa extraordinaria en favor de los que padecen las consecuencias de la violencia de la guerra en Ucrania. Es una campaña humanitaria a favor de este  pueblo a través de una colecta extraordinaria que se realizará en las iglesias en Europa, el domingo 24 de abril, en beneficio de los que residen en las zonas afectadas y de los desplazados.

Nos unimos a esta iniciativa del Papa con la mayor generosidad de que seamos capaces. Es una situación crítica la que está padeciendo este pueblo y que está siendo silenciada, pero no por ello sus consecuencias dejan de ser menos graves. Necesitan alimentos y medicamentos, no tienen acceso al agua potable y doscientos mil menores han tenido que abandonar sus casas desde que comenzó la guerra. El Papa es sabedor de esta realidad y por eso nos llama a realizar esta colecta para paliar en la medida de lo posibles esa situación dramática y a veces trágica.

También colaborarán organizaciones caritativas y asistenciales: CONFER, Cáritas, Manos Unidas y Ayuda a la Iglesia Necesitada. Avivemos nuestra fraternidad y solidaridad. Soy consciente de que el Papa nos pide una aportación más en medio de las que la situación en que vivimos nos está requiriendo. Sé de vuestra generosidad y soy consciente de que no sois ajenos a las necesidades de los demás. En condiciones semejantes a las que está viviendo el pueblo ucraniano, también a nosotros nos agradaría que nos ayudaran. ¡Seamos misericordiosos como el Padre!

Con todo agradecimiento os saluda y bendice en el Señor,

+ Julián Barrio Barrio,
Arzobispo de Santiago de Compostela

Última modificación: lunes, 20 de febrero de 2017, 17:51